GALERIA DE FOTOS Y VIDEOS. TRADICIONES. LEYENDAS. MAPAS. HISTORIA,DIARIOS Y PERIODICOS REGIONALES,MISIONES

miércoles, 3 de noviembre de 2010

CAMINATA DE LAS CALIFORNIAS

Lunes 15 de marzo de 1999. Núm. 34 

CAMINATA DE LAS CALIFORNIAS







La peninsula de Baja California siempre ha sido un imán para viajeros y aventureros. Recorrida de todas las formas imaginables, ¿quedaba algo que hacer nuevo? En 1989, Carlos Lazcano, Carlos Rangel y Alfonso Cardona recorren la ruta de las “primeras entradas” siguiendo los diarios de los primeros misioneros jesuitas y franciscanos, para atravesar desde Cabo San Lucas hasta San Diego, las tres Californias.
Carlos Rangel Plasencia




A TRAVÉS DE LA SIERRA DE LA GIGANTA


Finis Terrae.


Es aquí donde termina Baja California: Cabo San Lucas, considerado como su punto más austral. Es aquí donde comienza nuestra caminata. Son las siete de la mañana y estamos a un metro de donde rompen las olas. Primero de enero de 1989. Nos esperan muchos kilómetros por delante porque queremos consumar nuestro sueño de muchos años atrás: caminar a todo lo largo la península. "¿Toda? ¿Caminando? ¿Por qué?" Preguntas que menudean y no podemos acabar de explicar. ¿Aventura? Hay mucho de eso, pero nuestro objetivo no es puramente deportivo pues ya al querer recorrer toda la península a pie no pensamos hacerlo por la carretera o por un camino ya establecido. Será diferente porque tras mucho tiempo de investigación y preparación, decidimos seguir un camino nunca hollado en su totalidad: "las primeras entradas" que marcaron los exploradores jesuitas en las tres Californias" [Bitácora: enero 1, 1989].


La noche anterior —última del año— preguntamos si llovería. "Pues verá: puede llover mañana o dentro de un año; aquí tiene cinco años seguidos sin caer una gota de agua, así que usted dirá". Tras 32 kilómetros, arribamos a San José del Cabo. Era nuestra primera jornada y nos sentíamos molidos... en agua, porque cayeron sobre nosotros los cinco años de agua escatimada a la tierra: llovió durante 36 horas continuas. Durante la prolongada sequía, mucha gente había perdido sus rebaños de cabras, sus cosechas y hasta sus tierras porque terminaban a la venta. ¿Quién soporta el hambre por cinco años? "Será un buen año para Baja California Sur".


Fueron cinco meses de experiencias que jamás se repetirán. Aquí sólo mencionaré los aspectos que, por una u otra razón hicieron de la Caminata por las Californias, expedición de México Desconocido algo sumamente especial.





LAS PRIMERAS ENTRADAS

Una vez descubierta la California en el siglo XVI, se pretendió, como es lógico, explorarla y colonizarla. Muchos intentos se hicieron pero todos terminaban en el fracaso. Los exploradores españoles tenían ante ellos un territorio completamente desconocido, con sierras y desiertos que les dificultaban el paso, con indígenas de los que nada sabían, con una carencia de agua a la que no estaban acostumbrados. Los primeros resultados fructíferos fueron obtenidos por los jesuitas, quienes realizaban incursiones tierra adentro a partir de un punto fijo, levantaban mapas y sobre estos planos trazaban la ruta que habían seguido, a la cual le dieron la denominación de "primera entrada", nombre que les vino a la perfección porque con frecuencia estas rutas presentaban dificultades tan arduas que no podía pensarse en ellas como una ruta definitiva. Con expediciones posteriores —a veces, incluso, en la misma exploración— se hallaban mejores terrenos sobre los cuales podrían transitar las caravanas de exploradores, las recuas de mulas con alimentos, el ganado: eran los primeros caminos de las Californias, caminos que nos parecen verdaderas locuras porque ahora existe la carretera transpeninsular.


Estas primeras exploraciones, las primeras que dejaron una huella tanto en la historia como en la geografía de la península más grande de nuestro país, tuvieron una secuencia en el tiempo, uno o más protagonistas, un sentido y un objetivo. Lo que ahora nos interesa es la secuencia tanto geográfica como temporal de estas primeras entradas. Las describiremos en orden temporal:


1683.
El jesuita Eusebio Francisco Kino funda la primer misión de Baja California en la Bahía de San Bruno y que llevó el mismo nombre. Precursora de Loreto (Conchó), sólo funcionó durante unos meses y sus restos pueden verse a la orilla del mar tapadas de vegetación.


1684-1685.
A partir de la misión de San Bruno, el padre Kino y el almirante Isidro de Atondo y Antillón realizan el primer cruce de la península desde Mar de Cortés —entonces llamado Mar Bermejo— hasta la Mar del Sur. Pasan por donde estarán fundadas las misiones de Comondú (el Viejo porque después fue trasladada a su actual sitio) y La Purísima y regresan a San Bruno.


1697-1717.
Durante veinte años se explora sistemáticamente al poniente por la ruta que recorrieran Kino y Atondo y se fundan las misiones de Comondú, La Purísima y Mulegé.


1718.
El P. José María Píccolo llega desde la misión de Mulegé hasta el lugar que detuvo durante muchos años los esfuerzos exploradores de los jesuitas: San Ignacio. Esta misión fue la última frontera durante muchos años.


1720.
Clemente Guillén, jesuita mexicano, realiza el primer viaje por tierra desde la misión de Ligüi hasta la Bahía de la Paz, para lo que tiene que cruzar en dos ocasiones la Sierra de la Giganta y pasar por donde fue fundada la misión de Dolores (Apaté).


1721.
El padre Nápoli llega al Cabo San Lucas (Yenecamú) desde la misión de La Paz (Airapí) pasando el actual San José del Cabo (Añuití).



1751.
Fernando Consag, infatigable y destacado explorador jesuita, cruza el Desierto Central y llega al paralelo 30. El diario de esta exploración se ha perdido y sólo se sabe aproximadamente su itinerario por las notas de Wenceslao Link. Fue él quien comenzó a trasladar la última frontera cada vez más al norte.


1753.
Consag llega a la bahía de San Luis Gonzaga en lo que fue su última exploración.


1766.
El jesuita Wenceslao Link, en un intento por alcanzar la desembocadura del Río colorado, llega a unos kilómetros al norte de la actual bahía de San Felipe, a unos 160 kilómetros al sur de Mexicali. Esta importante exploración decidió el curso de las siguientes pues se evitaría el tórrido Desierto de San Felipe y la abrupta sierra de San Pedro Mártir.


1769.
El Comandante Fernando Rivera y Moncada y el franciscano Juan Crespí llegan a la bahía de San Diego en una expedición de gigantescas proporciones que precede un mes a Junípero Serra.


Share:

FACEBOOK BOX

BTemplates.com

Con la tecnología de Blogger.

SANTORAL

Visitors

Search This Blog

Label 3

BAJA SUR 2

Label 5

Video

Movie Category 2

Movie Category 4

Movie Category 5

Traductor

Traductor

English cv French German Spain Italian Dutch Russian Portuguese Japanese Korean Arabic Chinese Simplified

EAGLES

Juan Soldado, la primera leyenda urbana de Tijuana

Artículo principal: Juan Soldado

En la tarde-noche del 13 de Febrero de 1938, desapareció de frente de su casa la menor de ocho años Olga Camacho Martínez, en ese tiempo la ciudad de Tijuana contaba con no más de 19,000 habitantes, razón por lo cual todos los vecinos se conocían. Al día siguiente de la desaparición de la niña, la pequeña ciudad era un caos, todos los vecinos estaban buscando la niña y hacia las diez de la mañana del día siguiente unos niños encontraron el cuerpecito degollado y ultrajado de la menor.

Entre los sospechosos estaba el soldado Juan Castillo Morales, conocido posteriormente como Juan Soldado, un soldado raso quien al ser encarado se desplomó, lloró y pidió perdón, confesó que había cometido el crimen bajo la influencia del alcohol y la marihuana. La mujer de Juan Castillo Morales relató al investigador que una semana antes había sorprendido a su amasio Castillo Morales en el intento de violar a una sobrina suya.

La noche en que desapareció la niña Olga Camacho, Juan Castillo Morales (alias) Juan Soldado apareció en la casa de su amasia manchado de sangre, se quitó la ropa y le pidió que la lavara. Al revisar la ropa la policía encontró fibras de tela que correspondían con las encontradas en las uñitas de la niña asesinada.

(...) el reo fue trasladado la mañana del 17 de Febrero de 1938 al panteón municipal conocido como Puerta Blanca (panteón municipal No. 1) y le aplicaron la Ley fuga (una arbitrariedad que consistía en darle la oportunidad al preso de correr en búsqueda de su salvación antes de ser abatido). Eso ocurrió a la vista de los vecinos de la ciudad que se congregaron en las partes altas del panteón para atestiguar la muerte de Juan Soldado.

Es necesario resaltar que la imagen que se venera en el panteón municipal no.1 no corresponde con la fotografía que se conoce de él, en la imagen venerada aparece un militar a un lado de una mesa que sostiene un cristo crucificado, el mensaje subliminal es "lo mataron por ser creyente", nada más lejos de la realidad.

Se ignora a qué persona pertenece la imagen que se venera, lo que está fuera de duda es quien se muestra en la imagen venerada no es el soldado Juan Castillo Morales.

Creditos a WIKIPEDIA

MISIONES DE BAJA CALIFORNIA

ESTABLECIMIENTOS JESUITAS




  • Misión San Bruno (1683-1685)
  • Misión Nuestra Senora de Loreto Conchó (1697-1829)
  • Visita de San Juan Bautista Londó (1699-1745)
  • Misión San Francisco Javier Vigge Biaundó (1699-1817)
  • Misión San Juan Bautista Malbat (Liguí) (1705-1721)
  • Misión Santa Rosalia de Mulegé (1705-1828)
  • Misión San Jose de Comondú (1708-1827)
  • Misión La Purisima Concepción de Cadegomó (1720-1822)
  • Misión de Nuestra Señora del Pilar de La Paz Airapí (1720-1749)
  • Misión Nuestra Senora de Guadalupe de Huasinapi (1720-1795)
  • Misión Santiago de Los Coras (1721-1795)
  • Misión Nuestra Senora de los Dolores del Sur Chillá (1721-1768)
  • Misión San Ignacio Kadakaamán (1728-1840)
  • Misión Estero de las Palmas de San José del Cabo Añuití (1730-1840)
  • Misión Santa Rosa de las Palmas (Todos Santos) (1733-1840)
  • Misión San Luis Gonzaga Chiriyaqui (1740-1768)
  • Misión Santa Gertrudis (1752-1822)
  • Misión San Francisco Borja (1762-1818)
  • Visita de Calamajué (1766-1767)
  • Misión Santa María de los Angeles (1767-1768)


ESTABLECIMIENTOS DOMINICOS




  • Misión Nuestra Señora del Santísimo Rosario de Viñacado (1774-1832)
  • Visita de San José de Magdalena (1774-1828)
  • Misión Santo Domingo de la Frontera (1775-1839)
  • Misión San Vicente Ferrer (1780-1833)
  • Misión San Miguel Arcangel de la Frontera (1797-1834)
  • Misión Santo Tomás de Aquino (1791-1849)
  • Misión San Pedro Mártir de Verona (1794-1824)
  • Misión Santa Catalina Vírgen y Mártir (1797-1840)
  • Visita de San Telmo (1798-1839)
  • Misión El Descanso (San Miguel la Nueva) (1817-1834)
  • Misión Nuestra Senora de Guadelupe del Norte (1834-1840)


ESTABLECIMIENTOS FRANCISCANOS


Mision San Fernando Rey de Espana De Velicata' ( 1769-1772 )

Origenes de la region

Grupos Indígenas

Hace unos 3 mil años penetraron a Baja California varias corrientes migratorias provenientes del sur de lo que hoy es Estados Unidos. Eran grupos de filiación lingüística yumana. Durante milenios se mantuvieron nómadas y su economía dependió básicamente de la recolección, complementada con productos de la caza y la pesca. Entre las montañas y el desierto, recorrían grandes distancias recogiendo bellotas, semillas, tunas, piñones, agaves y frutos de la manzanita y la guata.

Con el tiempo aquellos hombres se agruparon en distintas bandas y cada una procuró delimitar su territorio. A la llegada de los misioneros, los indígenas Kumiai, pai pai, kiliwa y cochimí fueron congregados en rancherías aledañas a las misiones. Únicamente los cucapá se mantuvieron libres, debido a que en su región no se estableció ninguna casa de religiosos. La imposición de una cultura ajena inició el proceso de aculturación de los aborígenes, el cual se acentuó con la llegada de los otros extranjeros y mexicanos.

En la actualidad, los grupos indígenas viven en asentamientos enclavados en los terrenos que se les han concedido legalmente, y aunque por lo general se trata de áreas cerriles, de agostadero y pedregosas, eso les permite tener los mínimos recursos de subsitencia y un espacio geográfico que les pertenece. Según el últmo censo realizado por el INAH en 1978, existían entonces en Baja California 1 051 indígenas, cuyo número seguramente ha aumentado.




El Padre nuestro en lengua Yumano

Va-bappa amma-bang miarnu,
rna-rnang-ajua huit maja tegem:
amat-mathadabajua ucuem:
kern-rnu-jua arnrna-bang vahi-mang amat-a-nang la-uahim.
Teguap ibang gual güieng-a.vit-a-jua ibang-a-nang packagit:
-mut-pagijua abadakegem, rnachi uayecgjua packabaya..guern:
kazet-aduangarnuegnit,pacurn:
guangrnayi-acg packadabanajarn.
Amén.


About Me

Mi foto

Soy un agraciado por buena ventura,el haber nacido en esta tierra, BAJA CAIFORNIA, Por esto, mi proposito en esta pagina es principalmente rendir un tributo a esta region de nuestro pais,que me dio un lugarcito e su grandeza.

Followers

TOSTADAS

TOSTADAS

CAMALU

CAMALU

TRAJE TIPICO

TRAJE TIPICO

TRAJE TIPICO

TRAJE TIPICO

BAJA CALIFORNIA SUR

BAJA CALIFORNIA SUR

BAJA CALIFORNIA

BAJA CALIFORNIA

Label 1

Label 2